Cambiar la batería del automóvil tú mismo de forma sencilla

El mantenimiento del auto y saber cómo cambiar la batería es de vital importancia para lograr que tu vehículo funcione de la manera más correcta y evitar así sorpresas desagradables. En otras ocasiones hemos hecho referencia a la necesidad de contar con una caja de herramientas con lo básico para reparar pequeñas averías. Al igual que en la caja de herramientas, uno de los productos que no debería faltar en nuestro maletero o el garaje de casa es WD-40 Producto Multi-Uso.

El mantenimiento del auto es fundamental

Uno de los elementos más importantes de un vehículo es la batería. Es la que pondrá en funcionamiento el motor. De su estado depende que arranque o no. Las baterías tienen un determinado tiempo de vida útil, por lo que en algún momento habrá que cambiar la batería del auto.

Realizar el cambio de la batería de tu automóvil no es algo complicado. Lo puedes hacer tu mismo, con las herramientas y las precauciones adecuadas.

Cambiar la batería en sencillos pasos:

1. Lo primero que debes hacer es conseguir una batería nueva. Te puede ayudar fijarte bien en la información que aparece en la batería que tienes instalada, para elegir una similar.

2. Antes de comenzar, es necesario un juego de llaves fijas o una llave inglesa, y también sería útil contar con unos guantes para proteger tus manos, pues las baterías contienen ácidos.

3. Procede también a desconectar el auto unos diez minutos antes para prevenir posibles descargas eléctricas. Con la llave se afloja y retira el terminal negativo en primer lugar y después el positivo. Si las tuercas están duras por el paso del tiempo, una aplicación de WD-40 te facilitará el aflojado.

4. Después, usa las llaves para retirar las sujeciones que anclan la batería al auto y saca la batería con cuidado, ya que suele ser pesada. Recuerda no tumbarla o podrían derramarse los ácidos del interior. Por último, elimina la suciedad del emplazamiento con ayuda del Producto Multi-Uso. Ya casi has terminado de cambiar la batería del coche.

5. Coloca la nueva batería, y esta vez conecta primero el terminal positivo y después el negativo. Justo al contrario de cuando lo quitaste. Coloca de nuevo las sujeciones y aprieta bien. En ese momento puedes aprovechar para lubricar bien con WD-40 y así lograr una mayor perdurabilidad. Al ser un producto dieléctrico, prevendrá de posibles cortocircuitos. Además, ayudará a mantener limpio y protegido de la humedad y óxido.

6. Arranca el coche y comprueba que todo funciona con normalidad. Si no arranca, es posible que no hayas colocado correctamente los terminales de la batería.

7. Recicla la batería vieja en un lugar apropiado. Debes recordar que para deshacerte de las baterías no basta con tirarlas a la basura, sino que es importante llevarlas a un punto limpio.

Así de sencillo, es cambiar la batería del coche tu mismo. A medida que lo vayas haciendo más veces y tengas más práctica, se convertirá en una parte muy sencilla del mantenimiento del coche.